press to zoom

press to zoom

press to zoom

press to zoom
1/16

deliciosa!​​​​​​​​​​​​

la vida es

La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan.

El agua, una alimentación sana y el ejercicio conservan la salud como la plenitud dentro de uno.

Perdónate, acéptate, reconócete y ámate. Recuerda que tienes que vivir contigo mismo por la eternidad.

Ninguna discusión sobre salud y nutrición puede estar completa, sin explorar lo que significan los alimentos orgánicos y naturales. Si de alguna manera está en nuestras manos ayudar a minimizar el tremendo daño que le hemos causado a nuestra madre tierra, cambiar nuestro hábito alimenticio, será ya un aporte y avance para futuras generaciones. De esta manera, lograremos un cambio socio cultural, que de una u otra forma nos permitirá mejorar nuestra calidad de vida.

Te contamos que significa que un producto sea orgánico...
Se consideran "orgánicos" a aquellos alimentos, que en ninguna etapa de su producción intervienen fertilizantes, herbicidas o pesticidas químicos, conservantes, así como tampoco en los suelos donde son cultivados, recuperando y preservando los agro ecosistemas, la biodiversidad.
La alimentación orgánica es sana, equilibrada, segura y sobre
todo mantiene intacto el sabor original de los alimentos. Son alimentos que cuidan tanto la salud de los consumidores como el equilibrio del medio ambiente en que se producen, manteniendo sus propiedades naturales, minerales, vitaminas y proteínas, sin contaminantes mejorando sus propiedades nutritivas y realzando el aroma, sabor y color de los alimentos.​​

Antes de la era de la agricultura que se inicio hace 10.000 años, el ser humano era cazador y recolector. Las plantas y animales encontraban los nutrientes necesarios para su supervivencia en la naturaleza, que cumplía sus ciclos de vida y muerte, depositando de nuevo las materias orgánicas en la tierra, para ofrecer nueva vida.

El uso racional de los recursos naturales, la no utilización de productos de síntesis química y el incremento de la fertilidad y de la biodiversidad, permiten a un  producto orgánico poseer identidad e integridad.